La Semana Santa se vive intensamente en la localidad, de hecho las procesiones comienzan el miércoles por la tarde noche, en la que salen las cofradías del “Amarrao”, del Nazareno, y la Soledad.

Esa misma noche desde la ermita de Ntra. Sra. De Fátima sale la cofradía del Calvario, con la procesión de las siete palabras. El jueves por la noche sale en procesión nuevamente el Calvario acompañado por Ntra. Sra. De los Dolores.

En la madrugada, una de las imágenes más realista y una de las procesiones que con más devoción se realizan, el Cristo de la Sangre. El viernes por la tarde sale el “santo entierro” y la virgen de Los Dolores que acompaña a su hijo. Por la noche, la procesión de la Soledad, con la imagen vestida rigurosamente de luto y que es acompañada de sus fieles que la iluminan con velas.

Y ya el paso del sábado al domingo se celebra la Vigilia Pascual, dónde se celebra en la iglesia, la Resurrección. Y el domingo por la mañana los niños realizan la procesión del “resucitado”, las imágenes del Cristo y de la virgen salen por distintas puertas de la iglesia y después de un pequeño recorrido se encuentran en la plaza del Llano, aquí el Cristo le hace un reverencia a su madre, y a ésta las niñas le quitan el velo que lleva puesto. Luego ambas imágenes realizan la procesión juntas.